Niño de 10 años de salva de masacre familiar escondido en un armario: desde ahí llamó al 911

    Un niñito de solo 10 años se salvó milagrosamente de morir al esconderse en el interior de un armario luego de que sujetos se adentraran en su vivienda en Tampa, Florida, para hurtar y a su paso le arrebataran la vida de manera salvaje y a golpes a dos integrantes de la familia, dejando además a una mujer gravemente herida.

    Los hechos ocurrieron este jueves en la vivienda ubicada en el bloque número 2900 de Sunbittern Court, en el barrio de Lake Crescent Reserve.

    Según la policía de Windmere, ese noche se recibió una llamada de urgencia alertando sobre un hurto que se estaba llevando a cabo en el interior de la vivienda. Quien llamaba era un niño y el despachador le dio instrucciones de que se escondiera en el armario hasta que llegara la ayuda.

    Cuando la policía llegó encontraron a un sujeto en el interior de uno de los baños de la casa. Este fue identificado como Ezekiel Hopkins, de 34 años. Una investigación preliminar determinó que hacia las 11:00 p.m. el hombre había intentado robar un auto y que fue descubierto por sus dueños, John y Lisa Savey, ambos de 61 años, quienes lo confrontaron.

    Entonces el hombre atacó con un bat al marido de la mujer y lo masacró a golpes. Luego procedió a atacarla a ella en el interior de la vivienda. Ahí mismo se encontraba James Savey, de 30 años, hijo de la pareja, quien también sufrió el embate a golpes de Hopkins. Padre e hijo murieron en el lugar de los hechos; la mujer sobrevivió al ataque pero sufrió heridas graves.

    Según la policía, el sospechoso se adentró a la comunidad residencial donde recibían sus víctimas y quiso robarles el auto: