jueves, mayo 16, 2024
InicioSaludCuatro condenas por mala práctica motivan preocupación entre médicos

Cuatro condenas por mala práctica motivan preocupación entre médicos

SANTO DOMINGO, RD. – Cuatro sentencias médicas difundidas en una semana ponen en pánico el mundo médico dominicano y convocan a una protesta convocada por el Colegio Médico Dominicano (CMD).

Los centros de salud afectados por decisiones de los tribunales son Corazones Unidos, Centro de Cirugía Plástica y Especialidades Santo Domingo (CECIP) y el hospital Ney Arias Lora.

Ante la situación, el CMD convocó para el próximo jueves una protesta frente al edificio de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), en la capital, a las 8.00 de la mañana, en protesta por las condenas que afectan médicos y centros de salud.

“Estamos convocando a todos los médicos a participar en esta protesta pacífica frente a la Suprema Corte de Justicia como señal de repudio al festín de condenas en contra de los médicos, clínicas privadas y hospitales”, aseguró el presidente del gremio médico, doctor Waldo Suero.

Agregó que las condenas “ya se hacen intolerables” y considera que marcan una ruta peligrosa que perjudicará a los pacientes.

La Clínica Corazones Unidas fue condenada al pago de más de 6 millones de pesos con dos sentencias emitidas por tribunales del Distrito Nacional, por mala práctica médica cometida en contra de dos pacientes.

Angelina María Hernández y Milagros del Socorro Alba F. fueron las afectadas en estos casos, cuyas sentencias combinadas suman un gran total de 6 millones 875 mil pesos en compensaciones y costos acumulados.

Hernández fue indemnizada con un millón 590 mil pesos tras sufrir un deterioro en su visión debido a la implantación incorrecta de lentes intraoculares para corregirle un problema de visión, lo que le dejó daños permanentes.

La sentencia 035-2023-SSEN-00954 fue emitida el 9 de octubre del año 2023 por la Segunda Sala de la Cámara Civil y Comercial del Juzgado de Primera Instancia del Distrito Nacional.

La decisión judicial incluyó intereses acumulados desde la notificación el 16 de noviembre de 2023, calculados al 1.5 por ciento mensual.

Con otra sentencia civil, número 1303-2023-SSEN-00407, favoreció a Del Socorro Alba F. con el pago de un millón 750 mil pesos, que se incrementó en 3.5 millones de pesos con el duplo de 1.5 por ciento del monto dictado por la sentencia.

El dispositivo judicial ordena el pago del monto como compensación después de que se descubrió una gasa dejada en su pecho cerca del corazón durante una operación en la misma clínica.

Había acudido al centro de salud para colocarse un stent para corregir un problema cardiovascular, le fue dejada una gasa en la cirugía para colocarle el dispositivo, error que fue corregido mediante una intervención quirúrgica en Estados Unidos.

Como consecuencia de ambas sentencias, fueron embargadas las cuentas del centro de salud en diferentes bancos comerciales.

CECIP fue condenada al pago de 2 millones de pesos y el cirujano plástico Asmín Aquino a un mes de prisión, por mala práctica médica contra la paciente Sulandy Altagracia Crucet.

La sentencia fue emitida por la jueza Clara Almonte, jueza de la Segunda Sala del Tribunal Penal del Distrito Nacional y establece que, a dos meses de realizarse la cirugía, Crucet notó los senos caídos y grumos visibles en el área del abdomen.

Señala que, además, notó que las lesiones y heridas propias de la cirugía tardaron meses en cicatrizar, como resultado de una evidente mala práctica.

Puntualiza la publicación que la víctima contó al tribunal que, al margen del pago de procedimientos quirúrgicos, se sometió a 10 masajes postquirúrgicos, a petición del doctor Aquino.

Precisa que estos masajes tuvieron un costo de 5 mil dólares y los realizó con el fin de garantizar mejores resultados.

Establece que llamó al doctor Aquino para explicarle las irregularidades que presentaba en su cuerpo, pero éste se negó a atenderla.

El Ney Arias Lora también fue afectado por una sentencia de la Suprema Corte de Justicia, que ordenó el pago de 10 millones de pesos a favor del paciente Félix Julián Encarnación.

El dispositivo establece que los centros de salud son responsables de infecciones de pacientes, adquiridas durante su hospitalización, por lo que dictó esta sentencia.

Indica que el paciente fue ingresado el 19 de enero del 2016, por el área de emergencia, por un accidente de tránsito y fue intervenido nuevamente el 20 de noviembre del 2017, por otro accidente de tránsito.

Debido a las lesiones, al paciente le fue amputada una pierna, por lo que el usuario y sus familiares demandaron el centro de salud y la parte médica tratante en ese año cinco años después.

RELATED ARTICLES
- Advertisment -
Google search engine

Most Popular

Recent Comments