Congresista Adriano Espaillat  vota a favor de  la prevención de la violencia con armas de fuego

3
Congresista Adriano Espaillat vota a favor de la prevención de la violencia con armas de fuego
Congresista Adriano Espaillat vota a favor de la prevención de la violencia con armas de fuego

WASHINGTON, DC.-E l congresista Adriano Espaillat (NY-13) votó para empoderar a las comunidades a fin de que puedan prevenir incidentes de violencia con armas de fuego antes de que ocurran. La Ley Federal de Órdenes de Protección contra Riesgos Extremos faculta a los miembros de la familia y a las fuerzas del orden público a buscar una orden judicial federal para quitarles temporalmente el acceso a las armas de fuego a aquellos que representan un peligro para ellos mismos o para los demás, al tiempo que incentiva a los estados a adoptar sus propias «leyes de red flag (señales de alerta)».

“La persistencia diaria de la violencia con armas de fuego en Estados Unidos continúa infligiendo terror y dolor a las familias en Nueva York y en todo el país”, dijo el Rep. Espaillat. “Sobre la base de la aprobación de ayer de nuestro histórico paquete legislativo de control de armas, los demócratas de la Cámara de Representantes aprobaron con orgullo otra medida de sentido común: empoderar a las comunidades para que mantengan las armas de fuego alejadas de aquellos que representan una amenaza para ellos mismos o para los demás. Al permitir que los tribunales federales emitan órdenes de protección contra riesgos extremos, esta nueva legislación ayudará a mantener las armas mortales fuera del alcance de las manos peligrosas. Las leyes de riesgo extremo están salvando vidas, ya que se han implementado de manera efectiva en 19 estados, incluido Nueva York. Mientras luchamos para que la legislación de control de armas de fuego que salva vidas llegue a la línea de meta, los demócratas de la Cámara siguen comprometidos a poner fin a la epidemia de violencia con armas de fuego de nuestra nación de una vez por todas”.

En las últimas semanas, los estadounidenses han sido testigos de horribles tiroteos masivos en Uvalde, Texas y Buffalo, Nueva York, y el fin de semana pasado, al menos trece tiroteos masivos aterrorizaron a más comunidades en todo el país. Un estudio realizado por Everytown for Gun Safety encontró que la mayoría de los perpetradores de tiroteos masivos exhiben señales de advertencia antes de realizar un ataque. Pero sin una ley de riesgo extremo, las familias y las fuerzas del orden carecen de la capacidad de desarmar temporalmente a las personas que están considerando actos de violencia.

La Ley Federal de Órdenes de Protección contra Riesgos Extremos permitirá a los miembros de la familia y a los agentes del orden solicitar a un tribunal federal una orden de protección contra riesgos extremos, lo que faculta a los jueces federales para evitar tiroteos trágicos al retirar temporalmente las armas de fuego de personas potencialmente peligrosas. Además, esta legislación establecerá un nuevo programa de subvenciones en el Departamento de Justicia de los EE.UU., que incentiva a más estados a permitir que sus tribunales tomen esta misma medida para salvar vidas.

Ayer, el Rep. Espaillat votó a favor de la Ley de Protección de Nuestros Niños, un sólido paquete legislativo de medidas de control de armas de sentido común que tomará medidas enérgicas contra el tráfico ilegal de armas, mantendrá las armas de guerra fuera del alcance de los adolescentes, prohibirá los cargadores de alta capacidad y los aceleradores de disparos para uso civil, fortalecerá el almacenamiento seguro de armas, impondrá verificaciones de antecedentes sobre «armas fantasma» (armas de fabricación casera) imposibles de rastrear y más. Esta legislación se basa en una legislación ampliamente popular aprobada dos veces por la Cámara de Representantes demócrata para garantizar la verificación universal de antecedentes para la compra de armas y cerrar la Charleston Loophole (fallas en el sistema de verificación de antecedentes) ―acción que cuenta con el apoyo de casi nueve de cada diez estadounidenses.